nov 30 2011

Están todos divididos menos yo

Posted by CJav in Política

Vengo escuchando y leyendo desde hace tiempo una corriente de opinión que, como otras fogoneadas desde los grandes medios, uno termina inconscientemente tomando por cierta sin siquiera preguntarse por qué. En este caso, la que me ocupa se podría resumir así: El kirchnerismo provocó una división tan profunda en el país que muchos amigos se pelearon por política, y en muchas reuniones no se puede hablar de ciertos temas porque se producen espantosas discusiones. (por ejemplo, Lanata o Suar, ambos en TN citados por LN).
Este argumento se acompaña generalmente mencionando el 678, el programa de canal 7 donde aparentemente toda disidencia con el discurso K sería ridiculizada y estigmatizada.

Vamos a aceptar que hay una división. Digamos que sí. 
CFK ganó en 2007, y en ese momento -si bien ganó con 8 puntos menos que en 2011- no despertaba tanto fanatismo, ni a favor ni en contra. Pero todo cambió en 2008.
El conflicto del campo encendió la mecha en los dos grandes medios -Clarín y La Nación-, que tomaron decidido partido en contra del gobierno y volcaron la enorme fuerza de todos sus recursos para demonizarlo, aprovechando las fallas de CFK y su gabinete en la comunicación de la resolución 125. 
En ese sentido, la campaña de 2009 se centró en el estreno de ese odio fogoneado por los medios: El 65% de los votantes no votó por el gobierno, y gran parte de ellos con una furia desatada y desproporcionada. Se usó como argumento hasta la forma de hablar de CFK, y se la calificó de autoritaria más por el estilo que por los hechos, pero no importaba. El odio ya estaba logrado.
El problema fue que no tenía sustancia. No había una razón objetiva para tanto odio, y más temprano que tarde mucha gente lo percibió, hasta llegar al 54% de 2011. Y muchas de esas personas reaccionaron al estilo Newton, con una fuerza igual y opuesta: donde vieron odio irracional opusieron amor incondicional. No es que los votantes vean todo bien; pero si los opositores ven todo mal, eso es lo que parece.

Cuando se generó la división no era precisamente un buen momento para la popularidad del gobierno. No se puede hablar del fanatismo de los K como si los 4 años de CFK hubieran sido así. En 2008/2009, los partidarios del gobierno estaban totalmente invisibilizados, y sólo se escuchaban los insultos al gobierno.
Es el odio que generaron los medios con el conflicto del campo el que dividió a la sociedad. Los partidarios de CFK no son los crispados: son los que la odian. Los votantes de Cristina disfrutan al hablar de política, incluso con quienes no opinan como ellos, porque están convencidos de que, con sus defectos, es el mejor gobierno posible (en mi caso, el mejor entre los que recuerdo). Pero muchos de los que están en contra no lo disfrutan, porque han sido programados para odiarla, y si se cuestiona ese mandato se enojan como a quien se le pone en duda la fe religiosa, o el equipo de fútbol. No saben por qué, pero se volvieron fanáticos.

Calma, amigos anti K. Siempre es mejor estar calmado, porque hay que considerar que tal vez uno no tenga razón.
Lo digo con calma: descartando esquizofrenias, para estar divididos hacen falta por lo menos dos.

2 Responses to “Están todos divididos menos yo”

  1. HO Says:

    El odio es irracional y tiene la virtud de poner en la otra vereda a quienes lo perciben. El 54% de los votos se los llevo la Presidenta, más los que votaron a los pocos partidos que hicieron propuestas y no solo desproticaron.

  2. CJav Says:

    De acuerdo con vos, HO

Leave a Reply

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>